viernes, 15 de febrero de 2019

Un paseo invernal por Ordesa

Un paseo de ida y vuelta desde la pradera de Ordesa hasta el circo de Soaso-Cola de Caballo. 
Día soleado, con una temperatura de -4º a las nueve de la mañana en la pradera y -4º a las 16h. Al sol, calor.
Todo el camino con nieve dura, pisada, que no requería material específico, aunque en la zona de las gradas, al tener un poco más de inclinación, se caminaba más seguro con crampones.
  • Distancia: 18,51km 
  • Desnivel acumulado: 745 mt 
  • Duración: 6h 30'
  • Tiempo: Soleado
  • Temperatura: min. -4º - máx. 9º (frío en el bosque, calor al sol)
  • Sábado 15 de febrero de 2019





sábado, 9 de febrero de 2019

Un paseo por los Llanos de Lizara

Un paseo cuasi circular en raquetas de montaña desde el refugio de Lizara hasta el collado del Bozo y vuelta.
Día soleado, con una temperatura de -4º a las nueve de la mañana en el refugio y 10º a las 16h. Al sol, calor.
Laderas cubiertas de nieve dura por la mañana, transformándose al mediodía a blanda. Paseo muy tranquilo y agradable.
  • Distancia: 6,85km 
  • Desnivel acumulado: 565 mt 
  • Duración: 4h
  • Tiempo: Soleado
  • Temperatura: min. -4º - máx. 9º 
  • Sábado 9 de febrero de 2019


sábado, 12 de enero de 2019

TORTAS DE ALMA

Las tortas de alma me acercan a  mi infancia… Recuerdo con cariño esas tardes en que mi madre y mi tía, con los brazos remangados, delantal en ristre y cargadas de barreños, ollas y llandas subían barranco arriba hasta el horno para hacer las pastas para las fiestas. Sabíamos que esa noche la cena iría justa, pues bajaban del horno a las tantas… pero con deliciosas pastas recién horneadas…
Recuerdo, sobre todo, el olor a pastas recién hechas, guardadas con mimo y cuidado en el cuarté de la bodega. Eran varios barreños mondongueros, tapados con trapos de cocina, de deliciosos rosconetes de anís, mantecados, pastas de aceite, rosquillas, almendrados, pastetas de almendra, de coco,  y, lo mejor…, las tortas de alma.
Todas las mujeres iban a hacer sus tortas de alma para las fiestas la semana de antes y en todas las casas había siempre un buen surtido de ellas, pero como las de mi madre, ninguna… ¡Son incomparables!
Las tortas de alma son una de las pastas más apreciadas de la repostería tradicional del Bajo Aragón, Matarraña, Maestrazgo y otras comarcas. En los pueblos de estas comarcas se hacían, sobre todo, para celebrar las fiestas patronales. 
¡Quien no se ha comido unas buenas tortas de alma, mantecados o rosconetes para San Sebastián, San Blas o San Valero! 
Las tortas de alma tienen una forma de empanadilla de media luna y se hacen con harina de trigo, aceite de oliva virgen extra, anís seco (tipo cazalla), moscatel o mistela y azúcar, finalmente se rellenan de “alma”.

EL ALMA
El “alma” es un tipo de confitura o mermelada hecha de calabaza, del tipo Curcubita Pepo, el calabacín de toda la vida, que se deja en la calabacera hasta que madura y se pone naranja.
Para la preparación del "alma" se corta la calabaza, se pela, se quitan las semillas o pepitas y se cuece o bien al horno o bien en cazuela. Una vez horneadas se vuelve a cocer con azúcar y la cáscara de una naranja (también se puede añadir miel, al gusto) hasta formar una mermelada.

INGREDIENTES 
(para unas 120 tortas de un tamaño medio)
  • 1 litro y ¼  de aceite de oliva virgen extra
  • ¼  de litro de anís seco
  • ¼ de litro de moscatel
  • 250 gramos de azúcar
  • 2 kg de harina aproximadamente


PREPARACIÓN
Se echa primero el aceite en un barreño y luego el anís, a continuación el moscatel y, por último,  el azúcar, removiendo todo hasta deshacer el azúcar. Después se va echando la harina amasando la mezcla hasta que con la masa se puede formar la torta.
A continuación se hace una tortita plana, se rellena con el “alma”, se le da forma de empanadilla de media luna y se van dejando en la llanda, para meter al horno a unos 120º . En el horno están sobre unos 20’, hasta que se tuesten los bordes de la tortita.
Se dejan enfriar y luego se rebozan en azúcar.

 CONSEJOS

  • Para amasar las tortas es muy importante utilizar la técnica de la “zarpa”. Es decir, con la palma de la mano hacia abajo, remover la masa moviendo los dedos alternativamente. (consejo de abuelas)
  • Ser muy estrictos con las medidas, pues si te pasas un poco, las tortas servirán como arma arrojadiza o, también, para ahogar a los tragones.
  • El tamaño de la torta es a gusto, pero las abuelas dicen que la mejor es la que te sobra cuando coges la masa con la mano y aprietas con el índice y el corazón y la que sobra por arriba, es el tamaño ideal.
  •  ¡Que no se te pase el fuego! Que quemadas son muy ruines.
  • Si te las comes con un poco de moscatel y en buena compañía… ¡Son la repera!

Ingredientes
(para unas 120 tortas de un tamaño medio)

1 litro y ¼ de aceite de oliva virgen extra
¼ de litro de anís seco
¼ de litro de moscatel
250 gramos de azúcar
2 kg de harina

El “alma” 
Es un tipo de confitura o mermelada hecha de calabaza, del tipo Curcubita Pepo, el calabacín de toda la vida, que se deja en la calabacera hasta que madura y se pone naranja.

La preparación del "alma" 
Se corta la calabaza, se pela, se quitan las semillas o pepitas y se cuece o bien al horno o bien en cazuela. 

 ¡Que no se te pase el fuego! 
Hay que vigilar el horno, que quemadas son muy ruines.
El Alma
Una vez horneadas se vuelve a cocer con azúcar y la cáscara de una naranja(también se puede añadir miel, al gusto) hasta formar una mermelada.

Preparación
Se echa primero el aceite en un barreño y luego el anís, a continuación el moscatel y, por último,  el azúcar, removiendo todo hasta deshacer el azúcar. Después se va echando la harina amasando la mezcla hasta que con la masa se puede formar la torta. 

El tamañoEl tamaño de la torta es a gusto, pero las abuelas dicen que la mejor es la que te sobra cuando coges la masa con la mano y aprietas con el índice y el corazón y la que sobra por arriba, es el tamaño ideal.

El alma
Se extiende la m asa y en medio se coloca un poco de alma y hacer la torta 
y se van dejando en la llanda
La empanadilla
Las tortas de alma tienen una forma de empanadilla de media luna

Al horno
En el horno, a 120º,  están sobre unos 20’, hasta que se tuesten los bordes de la tortita.
¡A enfriar!
Se dejan enfriar y luego se rebozan en azúcar
¡Qué pinta!

Incomparables
Si te las comes con un poco de moscatel y en buena compañía… ¡Son la repera!